Comunicación: 20.03.98

Lugar: Quinteros, Chile.

Sí, somos vuestros hermanos Guías en Misión, apoyando el despliegue y esfuerzo realizado. Esperamos sinceramente que éste encuentro les signifique un verdadero compromiso personal y colectivo.

Lo que vemos en vuestras auras es prometedor por lo que esperamos que continúen con constancia. Estamos también apoyando en sus salidas a los grupos en Perú y España, donde cada quien accederá a lo que se le tiene reservado con miras al cumplimiento del Plan.

El avance se ve simultáneo y ello nos alegra por cuanto el momento así lo exige.

Chile vive momentos muy delicados, que requieren de todos ustedes, cadenas por la paz interna, porque es grande la misión y el rol de éste país, y las fuerzas tenebrosas aprovecharán cualquier situación para neutralizar las proyecciones futuras. Pero no se preocupen, trabajen mas bien en elevar la vibración y cada prueba, casi inmediatamente, tomará el giro positivo correspondiente, aunque sustos no faltarán.

La Misión en Chile va ha recibir impulsos como jamás antes se habían conseguido, y esto es porque las condiciones están dadas y ustedes lo están haciendo posible. No sólo hay entusiasmo sino alegría y juventud, lo cual es destacable.

Los avistamientos en el país se multiplicarán por lo cual seréis continuamente nombrados y convocados. Además, los acontecimientos mundiales a lo largo de éste año los requerirán para que den su voz de aliento y esperanza, así como aclarando la oscuridad reinante.

Con respecto a la Argentina, les pediríamos que trabajen primero con grupos y con la recepción de mensajes, con el correspondiente análisis previo de los mismos; porque es muy importante que no pierdan el espíritu crítico. Por ello los convocamos a hacer un primer encuentro de grupos a nivel de integración, no tanto para el contacto, aunque recuerden que de acuerdo a vuestro trabajo todo puede darse y ocurrir. Esto sería para Noviembre en Córdoba, al pié del Uritorco; pero a espaldas de la ciudad, en una zona apartada. Y en base a ésta primera experiencia, convocarán luego a los más comprometidos de los grupos para un contacto físico en Agosto de 1999 en la zona de Bariloche, en un lugar y día que precisaremos a vuestros antenas. Mientras, únanse difundiendo el mensaje con acciones y con las enseñanzas recibidas, concientizando a todos sobre la importancia del momento actual.

A los hermanos del Uruguay les decimos que en Paysandú van a tener pronto la experiencia con el real tiempo del universo, y habrán Xendras con contactos físicos. Prepárense para ello. También vuelvan para la zona de San Ramón para salidas durante el año, allí también nos verán.

Trabajen la unidad de grupo aclarando conceptos, y orienten su esfuerzo a entender su misión personal así como colectiva, que es ser ejemplo de amor y entrega.

La Argentina tiene que aprender a sentir más y hablar con el mensaje del corazón, por ello están aquí todos aquellos que de allí debían venir.

A los hermanos de Puerto Rico les corresponde una tremenda labor misional por cuanto allí en la isla se abren y se cierran puertas dimensionales que permiten manifestaciones nefastas del poder oculto y satánico. Ustedes deben contrarrestar ello con el descubrimiento y desarrollo de toda su potencialidad.

Puerto Rico marcará muchas pautas a la humanidad en el futuro, y desde allí se aclararán muchos conceptos, abriéndole los ojos al mundo. Por ningún motivo menosprecien su capacidad, mas bien déjense guiar.

El año 98 estará marcado por lo femenino, por la intuición y la espiritualidad. Se recibirán a lo largo del año conceptos complementarios y necesarios que les aclararán el horizonte presente y futuro.

En los meses de Mayo, Junio y Julio, la Misión tendrá oportunidades únicas de llegar como nunca antes al mundo con su mensaje actual y esperanzador, que abrirá muchas puertas, mentes y corazones. Habrán múltiples salidas en todas partes que serán apoyadas por nosotros para que mantengamos una estrecha relación en beneficio del Plan.

Con relación al Encuentro de Chile, dentro de una hora cruzarán todos los que recibirán Cristales hacia el lado opuesto del campamento. Allí trabajarán y se prepararán para ésta iniciación, pero desde ya les advertimos que no todos los recibirán. Tomen conciencia del compromiso que esto supone.

Para mañana realizaréis el mismo proceso a la misma hora, pero sólo cruzarán aquellos que durante el día designaremos; los demás se quedarán del lado del campamento, apoyando las experiencias de los otros. Colaboren sin egoísmo y con desprendimiento, que lo que ocurra será en beneficio de todos.

Con amor

Sampiac.