Camino al Infinito
Primera Parte

 

"Y serán las alas del alma, el amor y la sabiduría impulsadas por la Voluntad, con las que retorne el glorioso vuelo a la fuente eterna de donde vino."

Los Guías Extraterrestres

Helice

La preparación que Misión Rahma sugiere como parte de nuestro crecimiento individual y colectivo que nos llevará al cambio por el bien de la Creación, busca principalmente fortalecer nuestra voluntad y mantener el puente de comunicación establecido con los Guías extraterrestres y los Maestros intraterrenos. RAHMA, es puente y comunicación, y no sólo con civilizaciones más avanzadas que vienen de las estrellas, sino entre nosotros y con nosotros mismos.

A lo largo de estos años se ha comprendido que sólo a través del conocimiento y la consciencia, podemos transitar equilibradamente por las sendas que demarcó el contacto. Por ello la metodología que emplea RAHMA procura formar a la persona humana de manera integral, utilizando la dinámica de grupo y estimulando la auto-observación.

Objetivo de la Preparación

El objetivo de esta preparación es llamar fundamentalmente la atención de la persona poco a poco hacia el Universo Interior que existe en cada ser humano, descubriendo con ello las ilimitadas potencialidades que todos llevamos dentro, como si estuviesen dormidas, aguardando un "despertar".
Si bien es cierto que en Misión RAHMA contamos con una orientación permanente de parte de los Guías extraterrestres, el camino de la evolución lo recorremos solos, siendo nuestra principal prueba mantenernos constantes y consecuentes con todo aquello que emprendamos.

Cabe señalar, que la preparación no se circunscribe sólo a las reuniones de grupo, sino a una actitud diaria de cambio. Demos entonces aquel paso hacia nuestro propio interior. Y que este programa de preparación sea sólo un pretexto para encontrarnos nuevamente con nosotros mismos.

Programa de Preparación

Existe un excelente texto de permanente consulta en Misión Rahma: Evolución Camino al Infinito, tomado de los Maestros, bajo la orientación de los Guías.

En este compendio de mensajes y enseñanzas recibidas al interior de la Misión, se menciona el plan de evolución a seguir, como parte de una valiosa preparación que apunta al infinito. Esta preparación es en los tres planos (físico, mental y espiritual) y se desarrolla de la siguiente manera:

Evolución Física:
A. Purificación con ayunos y abstinencias.
B. Renovación por la respiración profunda y alimentación energética natural.
C. Conservación mediante la vida natural y el ejercicio.

Evolución Mental:
A.Alquimia mental mediante el discernimiento y la polarización.
B. Conocimiento que es la realización del mismo.
C. Activación y buen uso de las facultades y percepciones.

Evolución Espiritual:
A. Armonización en el cuerpo, la mente y el espíritu.
B. Conocimiento de si mismo (autoanálisis)
C. Transformación interior a través de la alquimia espiritual.

Familia

Con la luz aquí expuesta, podréis iluminar vuestro camino, en la medida de vuestro entendimiento y capacidad de realización. Y así, iréis irradiando cada vez más luz y vuestras vestiduras se irán tornando blancas a medida que avancéis por el sendero. Y la luz de vuestras almas será una con la fuente infinita de luz, para no apagarse jamás. Y habrá entonces una vibración vuestra temblando en el universo, y una gota de vosotros mismos en el océano de la eternidad. Y será por siempre esa gota de esencia creciendo de su pequeña grandeza, hasta ser también océano de vida infinita.

La Creación

face

La creación y todo lo creado es la Ideación Divina manifestada en Siete Planos de Vibración Fundamentales, comprendiendo en si millones de grados de vibración, su extensión en ambos sentidos se desenvuelve en los procesos de Creación y Evolución, la aspiración y la espiración del Gran Aliento Divino.

La Eterna Respiración Creadora y renovadora en el eterno devenir del universo. El Universo es creación del PADRE-MADRE-DIOS: del Padre Universal Esencia única y primera, y de la Madre Naturaleza que es su divina y sabia manifestación, maravilloso compendio de las leyes que rigen el Universo y lo conducen bajo las fuerzas inescrutables hacia su creador. En el Grandioso escenario del Universo, respira el Gran Aliento dando forma y vida a millones de individualidades, que son sin embargo partes indisolubles del GRAN TODO.

Todas las formas que pueblan el Universo: mundos, soles, galaxias, átomo, animal u hombre, son manifestaciones diferentes del TODO CREADOR, y cumplen un determinado papel en la Gran Obra de la Creación, siendo la misma esencia de todas ellas como criaturas emanadas de una sola y única fuente.

El Creador nunca destruye. Él renueva sus manifestaciones en todos los planos de vibración, permitiendo de este modo, que sus criaturas evolucionen gradualmente hacia una cada vez mayor expansión de la Esencia Divina que subyace en todas ellas, en lo infinitamente grande y en lo infinitamente pequeño.

La Evolución

cell

Las estrellas que veis brillar en el azul del cielo, empezaron a nacer cuando una partícula infinitesimal atrajo a otra para formar así un átomo, el más simple; este átomo se unió a otro, formando así una molécula; ellas formaron sustancias y las sustancias elementos. Y así sucesivamente, continuó el proceso durante eones en la rueda del Tiempo, hasta llegar a ser los astros y galaxias que pueblan el Universo.

Así como el destino del átomo infinitesimal es brillar en la grandeza de una galaxia, el destino del hombre es alcanzar la grandeza del TODO UNIVERSAL, origen de todo cuanto existe, Principio y fin, el Alfa y el Omega de la creación.

Bajo la luz de las estrellas se oculta la sustancia primordial que les da vida, siendo ellas su manifestación densa en la inmensidad del Universo.

Y el hombre es un destello de luz que fulgura en el Mar Omnisciente Claridad, y con su efímero fulgor forma el Fulgor Eterno del Todo Universal.

La EVOLUCIÓN es la ley Eterna de la Creación, que la conduce camino al infinito, cumpliendo los designios trazados por la Voluntad Divina, es el constante e ilimitado proceso que eleva a toda criatura hacia las dimensiones de su Origen en el retorno a la Fuente Primigenia de donde todo procede y a la que todo vuelve.

Todo, absolutamente todo se encuentra en el Camino de la Evolución: desde lo más pequeño hasta lo más grandioso, desde lo más abyecto hasta lo mas sublime; lo denso y lo sutil evolucionan en el eterno devenir del Universo, en un constante fluir hacia "...aquello de lo que todo proviene y hacia lo que todo gravita..."

La emanación nacida del TODO CREADOR desciende a la materia hasta sus grados más densos, para vivir por si misma la experiencia de todos los planos de vibraciones los que manifiesta el Universo, para adquirir así en su esencia inmortal, la esencia misma de la Creación, y alcanzar la Grandeza de la Divinidad por experiencia propia.

adan

Así todo evoluciona hacia un estado de PERFECCIÓN sin límites hacia una DEIDAD independiente del espacio y del tiempo, porque es esencia y no forma, eterna y sin principio y fin.

El hombre, proyectando su CONCIENCIA mas allá de su efímera existencia y de todo cuanto oculta a sus ojos la Eterna realidad, conoce en los estratos más profundos de su espíritu que tal es su destino, la Razón fundamental de su existencia, y busca entonces encaminarse hacia él, hallando el sendero de la Evolución.

El se expande así en CONCIENCIA, liberándose de las envolturas y vibraciones densas puestas una sobre otra en el proceso de CREACIÓN: el descenso a la materia de la Emanación Divina; y vueltas a quitar en el proceso de Evolución; la expansión ilimitada de la Esencia Divina que subyace en el hombre, aquella infinita y perfecta como la GRAN ESENCIA de la que fue emanada.

En el ilimitado y maravilloso proceso de la Evolución, muchos caminos hay que conducen al TODO CREADOR; tantos como los alientos de los hijos de los hombres.

Porque cada hombre tiene su camino.

El tuyo es aquél que llena tu alma, aquél que vive con sinceridad y fe en lo que sientes y en lo que haces, siguiendo el ritmo de tu propio corazón.

No importa cual es tu religión o tu filosofía, ni lo que eres ni lo que tienes. Si tal es tu camino, estas en el camino cierto, aquel que habría de conducirte hacia tu propia realización.

“Y serán las alas del alma, el amor y la sabiduría, impulsadas por la voluntad, con la que retorne en glorioso vuelo a la fuente eterna de donde vino”

Porque solo en el AMOR se realiza el hombre se hace Uno con el Universo; y se encuentra a sí mismo y a su Creador en la SABIDURÍA. En el amor que todo lo abarca, saturándolo todo; en la SABIDURÍA que lo comprende todo, iluminándolo todo. Y porque todo lo consigue el hombre con la FUERZA DE VOLUNTAD.

Mi meta en la vida, m i mayor aspiración, eres Tú, Señor: EL CAMINO.
Mi voluntad, la Fuerza que siempre me acompaña, eres Tú, Señor: VOLUNTAD.
Mi gran Maestro y mi mejor guía, eres Tú, Señor: SABIDURÍA.
Mi mayor Devoción Y mi Gran Amor, eres Tú, Señor: AMOR.
Porque Tú me has dado Voluntad, Sabiduría y Amor, iluminando mi espíritu, mi mente y mi corazón, mi Gran Todo, eres Tú, Señor: EL TODO.

Spiral

Las Tres Manifestaciones de la Creacion del Hombre

Hombres


El Creador se manifiesta en el hombre con la Fuerza de las Tres Grandes Emanaciones que iluminan toda su existencia: VOLUNTAD, AMOR y SABIDURÍA.

En la interminable jornada que le espera al Hombre en su eterna ascensión, él siempre ha de estar iluminado por estos Rayos de Voluntad, Sabiduría y Amor, pues él no podría estar completamente librado de sus propias fuerzas en su constante progreso espiritual y necesita de la luz que su Creador le envía siempre, para que el nunca se sienta solo y desamparado, y sepa que existe una FUERZA, un SER que lo ama y lo acompaña en su largo Camino al Infinito.

Voluntad

voluntad
La Voluntad es la Fuerza del espíritu, la verdadera fuerza que mueve al Universo. La voluntad del hombre no es mas que la Voluntad del Padre en él manifestada, siendo Padre o Hijo de la misma Sustancia y de la misma Esencia. Así, la suprema Libertad del hombre está en su Total Entrega a la Voluntad del Padre, a la realización de ella en pensamiento, palabra y obra. He aquí la maravillosa paradoja que libera al hombre. Nada se desarrolló en el ocio y la inercia. La voluntad es el triunfo del Espíritu sobre la materia. La voluntad es vencer en las pequeñas cosas, para poder vencer en las grandes. La elevación de la naturaleza superior sobre la inferior.

Es más grande el Hombre que se conquista a sí mismo, que aquél que vence en mil batallas, porque no hay mayor batalla que aquella que se libra consigo mismo. La Voluntad es la victoria más grande en la lucha de la existencia; ella es fuerza que mueve todas las cosas, la Fuerza que acompaña al Hombre en su Camino al Infinito.

La Voluntad es la primera emanación del TODO CREADOR, el UNO SANTO DE LA TRINIDAD DIVINA. El Padre Creador de todo cuanto existe.

Sabiduría


Sabiduría es la transmutación del Conocimiento Verdadero, la Comprensión de la naturaleza esencial de todas las cosas, y de la propia. La esencia de la Sabiduría no está en abarcar todo el Conocimiento, sino en conocerlo todo a través del conocimiento de la propia naturaleza.

El sabio conoce lo desconocido conociendo su propia naturaleza, sabiendo que su esencia es la misma de todo cuanto lo rodea, y que es en lo grande como en lo pequeño, siendo el Septenato del Hombre el mismo del Universo, del átomo y de la galaxia.

Todas las respuestas a los interrogantes que se plantea el hombre subyacen en su propia esencia, y el conocimiento de ella ha de darle las claves para descifrar los misterios del Universo, a través de la comprensión de su propio misterio. La Sabiduría mora en el templo Interior del Alma, su voz habla en el Silencio y la Soledad, en el recogimiento y la meditación, su luz ilumina el Camino del hombre en su Pensamiento, Palabra y Obra.

La Sabiduría es el Santo Aliento, la Segunda Emanación del TODO CREADOR. La Madre Procreadora de la Creación.

Amor


El Amor es la Identificación e Integración con todo cuanto existe, el morir como individualidad para volver a nacer en cada ser que nos rodea, para ser entonces uno con la Creación. Porque todos lleváis la misma esencia en vuestros corazones y sois hechos de la misma sustancia, alimentados por una sola savia. No sois almas separadas unas de las otras, sino que formáis parte del Alma Universal, del Gran Todo.

Sois como gotas de agua formando el Océano de vida, el Amor es la unión de la propia Esencia con aquella misma que anima al Universo. Así, Dios es el AMOR PURO, porque Él es la Esencia misma del Universo. El Amor es el despertar de la Conciencia Cósmica en el Hombre, que ha de unirlo con el Universo y con el TODO CREADOR.

El Camino del Amor es cumplir la voluntad del Padre, y amarlo por encima de todas las cosas, en el camino del Servicio y la Entrega a los demás, sabiendo ver al Padre en todo ser que nos rodea, planta, animal u hombre; mundos, soles o galaxias.

El amor se manifiesta de múltiples maneras, con paciencia y bondad hacia los demás, con un simple gesto o una sonrisa, con una caricia de consuelo o protección, con un poco de calor y comprensión, con el servicio y la entrega al semejante, con la renuncia al propio bienestar por el de los demás, con el sacrificio de sí mismo por la humanidad.

Se puede amar de mil maneras; la vida puede ser una constante obra de Amor, poniendo un poco de Amor en cada día vivido. Un solo pensamiento de Amor, una sola palabra de Amor, una sola Obra de Amor. Para que el Amor perdure en cada momento de vuestra vida, y su esencia ilumine vuestra existencia.

Trinidad

El Amor es el CRISTO manifestado en el Hombre, la Tercera Emanación del TODO CREADOR. El Hijo de la Divina Trinidad.

La Evolución del Hombre en sus Tres Manifestaciones

Ojo

Siendo el hombre un todo armónico constituido por tres aspectos fundamentales: Cuerpo, Mente y Espíritu; siendo la Evolución un proceso integral en todas las manifestaciones del hombre, él ha de evolucionar en Cuerpo, Mente y Espíritu, y las fuerzas que ha de utilizar en su propia Elevación son aquellas mismas que el CREADOR le ha dado: Voluntad, Amor y Sabiduría.

El Plan de la Evolución a serguir propuesto por lo Guías es el siguiente:

Evolución Física
I) PURIFICACION - Ayunos y Abstenciones
II) RENOVACION - Alimentación
III) CONSERVACION - Vida Natural

Evolución Mental
I) ALQUIMIA MENTAL - Discernimiento y Polarización
II) CONOCIMIENTO - Realización del Conocimiento
III) PODERES - Visualizaciones y facultades

Evolución Espiritual
I) ARMONIZACIONES - De Cuerpo, Mente y Espíritu
II) CONOCIMIENTO DE SÍ MISMO - Auto análisis Constructivo
III) ALQUIMIA ESPIRITUAL - Meditación y su realización.

Evolucion Fisica

I) Purificación: Ayuno

Así como el hombre que se construye casa nueva, echa abajo la vieja y levanta sólidos cimientos para construir con materiales nuevos, limpia primero vuestro cuerpo de toda podredumbre acumulada, para después construíros un cuerpo nuevo, un templo digno para el Espíritu.

Ayunad. Escoged un día de cada siete en el que sólo os nutriréis con el alimento del espíritu, y la fuerza vital de la naturaleza echará de vuestro cuerpo todo lo indeseable, si queréis limpiar hasta los últimos rincones de vuestro templo, ayuna siete días. Pero procura la asesoría de quien posee mayor experiencia.

Y veréis salir de vuestro cuerpo toda la podredumbre y abominaciones y todas las enfermedades que os aquejan, y cuando así ayunéis, aun las vibraciones densas de la materia astral serán eliminadas, purificando también vuestros cuerpos más sutiles, y cuando el templo haya sido así purificado, construiréis un templo nuevo de materiales nobles, una morada digna para el Señor del Templo.

comida

Abstenciones
Los vicios no son placeres, sino cadenas que esclavizan. El sibarita cree vivir, y no es más que un pelele sin voluntad para ser libre, esclavo necio que exhibe sus cadenas, lo es porque él lo ignora.

Pero el hombre no ha de ser esclavo de la bestia que en sí mismo lleva, sino su amo y señor. Venced la gula que engrosa vuestro cuerpo, simplificando gradualmente vuestros alimentos, abstenerse del alcohol y del tabaco, porque dañan no sólo vuestro cuerpo denso, sino también vuestros cuerpos más sutiles, persistiendo el daño más allá de la muerte. Y no permitáis que la lujuria os esclavice y robe vuestra vitalidad, para que ella no se pierda, y no seáis como el árbol cuya savia no aprovecha el tronco, y se seca sin dar fruto.

Buscad la unión con vuestro complemento tan sólo como expresión de un sentimiento puro, y no por un simple instinto que degrada el acto. El hombre pervierte su impulso creador aun más bajo que el instinto de la bestia, que sólo en época de celo se ayunta para procrear.

Trasmuta la energía sexual hacia el intelecto, dedicando al arte y al estudio, vuestro ocio. Hacia el Sentimiento, sublimando vuestra sensualidad en la ternura y la bondad hacia todo cuanto os rodea. Hacia la Espiritualidad, canalizando en la meditación y concepciones elevadas, vuestras energías.

Y dejad de lado las costumbres disolutas, que dañan vuestro cuerpo y vuestra mente, dispersando sin provecho vuestras energías, las que necesitáis para el trabajo espiritual. El único que os dará frutos al final de la jornada.

II) Renovación: Alimentación

Vuestro cuerpo denso constantemente se renueva, y se forma a sí mismo, con el material que le dais, así podéis construíros un cuerpo nuevo. Dadle oro a vuestra naturaleza, y ella os construirá con oro; dadle plomo y os construirá con plomo.

Carnicero

Dadle carnes putrefactas y sustancias excitantes y agresivas, y tal será vuestra naturaleza, y aun vuestro aspecto físico será a ella semejante. Dadle con las carnes de cadáveres las vibraciones densas de la energía animal que las anima, y que aprisionan vuestros cuerpos más sutiles, dadle así las segregaciones venenosas vertidas en la sangre del animal sacrificado, que envenenan vuestro cuerpo denso, haciendo de él morada fácil de los gérmenes que pululan a vuestro alrededor.

No mataréis ni bestia ni hombre, ni aun el alimento que pasa por vuestra boca, porque matando el alimento no obtenéis de él vida sino muerte, y contraéis así una deuda, que habréis de pagar en cumplimiento de la Ley con el Reino Animal, que es hermano del vuestro.

Así, habréis de derramar la sangre humana en guerras y luchas fratricidas, así como derramáis su sangre en vuestros mataderos. Cuando se agite en vosotros la gula de la carne, recordad las cabezas decapitadas con desorbitados ojos, de los cadáveres cuya carne se pudre en vuestro estómago. Recordad los ríos de sangre que se coagulan en los mataderos, brotando de cadáveres colgados en hileras. Ved tras la agradable apariencia de la mesa sibarita, la presentación disimulada de vísceras y cadáveres mutilados.

Recordad las toxinas vertidas en su sangre. Recordad los millones de gusanos microscópicos que se agitan en la carne que coméis, despidiendo el olor hediondo y putrefacto de la muerte, disimulado con especias. Pensad en el terror y sufrimiento de vuestros pequeños hermanos, al ser sacrificados por quien debiera ser su hermano y no lo es. Recordad todo esto, recordadlo siempre, o dadle a vuestra naturaleza el alimento puro de la Madre Tierra, el que las lluvias riegan y el Sol sazona.

Dadle a vuestro cuerpo denso del generoso fruto que brota de la tierra, y nutridlo así con la energía pura que le dará vida. Dadle el alimento no quemado por el fuego o mezclado por el hombre, porque lo que es simple y natural es lo mejor.

Y sed frugales al comer, para que lo denso no aprisione lo sutil y no toméis vuestros alimentos cuando os conturben malos pensamientos y bajas emociones, porque así envenenáis vuestro alimento y vuestro cuerpo. Y comed muy despacio, como una oración, respirando con lentitud y profundidad, para que toda la esencia del alimento pase a vuestro cuerpo.

Absorved la vitalidad del agua, que es fuente de vida y purifica vuestro cuerpo. Respirad con plenitud la energía oculta del aire de los campos, emanada del Sol para todas las criaturas de la Tierra, porque no solo del alimento denso se alimenta el hombre, sino también de la energía más sutil y pura del agua, del aire y de los rayos del Sol.

Renovad así vuestra naturaleza, entonces vuestro cuerpo denso será un templo hecho de oro noble, una morada limpia y pura digna del Dios que en vosotros mora.

III) Conservación: Vida Natural

Buscad el aire puro de los campos y dadle libre expansión a vuestro cuerpo poniendo ciencia a vuestros movimientos, uniendo la mente a la actividad del cuerpo, y vuestros frutos, serán tres veces buenas, en vuestras tres manifestaciones.

jogging

Mantened activo vuestro cuerpo, así, la Energía Vital interna fluirá libremente, canalizándose a través de los Centros de Energía del Cuerpo Denso y del Etérico, por todo el organismo.

Mantened la columna vertical en todo el momento del día, para que la energía del aire y de la tierra fluya a través de ella, y vuestro estado de ánimo tenderá a la Armonía con el estado corporal.

Y recordad que vuestro cuerpo es nacido de la Madre Tierra, así como vuestro espíritu es nacido del Padre Creador. Vivid entonces en el seno de vuestra Madre, siguiendo en vuestra vida las leyes de la Madre Naturaleza, y ella cuidará de vosotros, y no conoceréis enfermedades, y estaréis sobre el Buen Camino en la Evolución Física.

Habrá entonces equilibrio en vuestro Plano Denso, y una base firme para el trabajo del Espíritu.

Comentarios de la enseñanza: Evolución Física

Ayuno
El ayuno limpia el cuerpo de podredumbre y lo mantiene sano, eliminando todo lo indeseable acumulado en el cuerpo durante años, de una alimentación inadecuada. El ayuno elimina también la materia Astral Inferior del Cuerpo Astral del hombre, proveniente de la alimentación carnívora y del consumo del café, tabaco, alcohol, si bien un proceso de completa purificación puede llevar años, según el grado de envenenamiento del cuerpo.

La medicina natural contra las enfermedades es el ayuno. El animal se abstiene de alimentos cuando se siente enfermo, y la Fuerza Vital de la naturaleza le devuelve la salud; al ayunar se le permite a la naturaleza, obrar en el cuerpo Físico y ella se encarga de restablecer la Armonía y el equilibrio orgánico. En el Ayuno son más débiles los lazos que atan el Espíritu al Cuerpo Denso, por lo que es propicio el estado para entregarse a la Oración y la Meditación.

Abstenciones
Los estimulantes como el alcohol, el café y el tabaco, contienen sustancias deletéreas que actúan con mayor fuerza en la Materia Astral, dañando la delicada envoltura etérica que sirve de puente entre los Cuerpos Etéricos y Astral del hombre. El daño de la tela es irreparable, y puede conducir a la locura, alucinaciones y entorpecimiento de los sentidos y del sistema nervioso.

Al ingerir alcohol se destruyen miles de células cerebrales que jamás se recuperan, con daño irreversible en el cerebro físico. Esta influencia perniciosa se extiende aún a los factores genéticos de la persona, generando el pesado Karma de las enfermedades hereditarias. Las emanaciones desagradables del tabaco, son más notorias en el Plano Astral, y sus vibraciones densas entorpecen la sensibilidad de la persona y su sano juicio, haciéndole perder el sentido de lo correcto y lo digno, cuando lo esclaviza y subyuga su voluntad en la necesidad del vicio.

Existen ciertas disciplinas físicas que permiten transmutar la energía sexual, dirigiéndola hacia el Plexo Solar como reserva, o sublimándola hacia el cerebro, para trabajos de tipo intelectual, emocional o espiritual.

Alimentación
Las carnes contienen materia astral de naturaleza animal, la que es liberada en el proceso de la Digestión, al desintegrarse las moléculas físicas, esta materia da vibraciones densas se fija en los cuerpos Astral y Etérico, opacando su luminosidad y colores y densificando sus vibraciones, lo que entorpece la receptividad a vibraciones más sutiles y favorecen las influencias negativas del Astral Inferior, éste abre las puertas a los gérmenes astrales, los que propician el medio etérico adecuado, para el desarrollo de los gérmenes físicos, causantes de enfermedades. Las vibraciones densas de las carnes y las drogas, persisten hasta después de la muerte física, y es muy difícil librarse de ellas y de su influencia negativa en la Vida Astral, además del condicionamiento kármico que determinan en los átomos permanentes, físico y Astral, que son los moldes para los cuerpos de la próxima reencarnación.

En el Plano Denso, entre las muchas toxinas de la carne se encuentran el Escatol y el Indol, venenos causantes entre otros, de la fatiga física en el cuerpo humano; también hay un alto porcentaje de albúmina y ácido úrico, que propicia el desarrollo de diversas enfermedades infecciosas.

Licor

Todas las carnes, aún la de pescado, pueden portar parásitos que se desarrollan en el sistema digestivo y en las fibras musculares.

Desde el momento que se sacrifica al animal, y se le corta la vida, las células se descomponen y se inicia la putrefacción, como en todo cadáver, un proceso similar ocurre en la digestión, y la carne se pudre en el estómago, formando un caldo de cultivo propicio para el desarrollo de gérmenes y bacilos. Así el hombre hace de su estómago un cementerio vivo, en el que se pudren los cadáveres de sus hermanos inferiores. Una de las más graves e ignoradas consecuencias del carnivorismo, es el karma de la sangre derramada de millones de animales sacrificados por el hombre en carnicerías y mataderos, arrojando cada año al Plano Astral, millones de seres aterrorizados, llenos de temor y espanto hacia el hombre. Las guerras son consecuencia kármica directa de esta matanza organizada de animales. El hombre asesina a su hermano inferior en la escala de la Evolución, olvidando que él ha vivido también en ese Plano y que ellos han de ser humanos algún día. En todo animal están reencarnados los tres átomos de la Tríada inferior que desciende de la Mónada. Con los frutos de la tierra se nutre el hombre de células vivas, y de células muertas con la carne. Los vegetales se asimilan por fermentación formando alcoholes que limpian el organismo y las carnes por putrefacción, como la descomposición del cadáver. Unos dan vida y otros, muerte.

En mundos más adelantados que el nuestro, la alimentación es en base de extractos de frutas y vegetales, como en MORLEN (Ganímedes), y aún más simplificada en mundos evolucionados como APU, en donde la alimentación es a base de extractos minerales. Siguiendo aún más alto en la escala evolutiva, encontraremos mundos en donde la asimilación de la energía es directa, a través de la respiración y de la piel (Osmosis). Aquí en la Tierra existen todos los grados de la escala: desde el antropófago salvaje que devora carne humana, hasta el hombre evolucionado que ya no ingiere alimentos.

Naturismo
La Ley de oro para la vida física del hombre es: VIVIR EN ARMONÍA CON LAS LEYES DE LA NATURALEZA. Siguiéndolas no ha de conocer el hombre enfermedades ni desequilibrios orgánicos, y hará de su cuerpo denso un adecuado instrumento del espíritu. El hombre necesita de muy poco para mantener el cuerpo físico. Gran parte de la energía vital que éste necesita puede obtenerla por asimilación directa de la energía oculta del aire, del agua y de los rayos del Sol, que es Prana y que constituye el 50% de la energía que necesita el hombre.

EL PRANA nutre al cuerpo físico a través del Doble Etérico, que es lo que lo absorbe y distribuye por medio de los Chakras y Centros de Energía, en conexión con las glándulas endócrinas del cuerpo físico.

Resulta incongruente que el hombre pretenda hablar de amor y espiritualidad, cuando aún continúa asesinando a su hermano inferior, para devorar su carne.

Aquellos que dicen ser incapaces de matar a un animal, pero no tienen ningún reparo ni remordimiento en comer su carne, asumen la actitud más cómoda, y son más culpables ante los ojos de la Ley.

A medida que el hombre evoluciona, su alimentación se irá haciendo cada vez más pura; y su cuerpo cada vez más bello y sutil, como armonioso instrumento del espíritu perfecto.

Así el hombre que empieza a despertar su conciencia espiritual, dejará de matar a su hermano para devorar su carne, y preferirá un régimen de alimentación vegetariano.

 

 

"No perdáis el tiempo y con fuerza y conciencia terminad de compartir y despertar a muchos más, que estos a su vez despertarán a otros y así harán su parte en esta gran reacción que se espera de todos ustedes, hermanos de la tierra."

Extracto de Comunicación 2008.

Segunda Parte 
 
Unidos en el Contacto 2010 © All Rights Reserved.
Design by Mundo Armonico